miércoles, 8 de febrero de 2012

Cullera, condenada a pagar por no cubrir tres plazas de la Policía Local

El Ayuntamiento de Cullera ha sido condenado a pagar por no cubrir tres plazas de Policía Local hasta que el titular acabe la formación. El tribunal ha condenado al Consistorio de Cullera a abonar a los tres interinos cesados «las diferencias retributivas correspondientes al período que transcurre entre que fue cesado y que se incorporó el titular a la plaza después de realizar su curso de formación».
La cantidad que tendría que abonar el Ayuntamiento a estos tres interinos, a los que despidió, podría ascender a alrededor de 30.000 euros. «La sentencia no especifica la cantidad que tiene que pagar el Consistorio pero si cada policía cobra unos 1.600 euros al mes, el Ayuntamiento debería abonar 9.600 euros por interino lo que supone un total de 28.800 euros», comentaron desde el Csif.
Este sindicato denunció que hasta en tres ocasiones el Consistorio ha utilizado esta práctica, que según explicaron desde el Csif consiste en «una vez han aprobado las plazas el titular no se incorpora hasta medio año después, ya que tiene que hace un curso de formación, cuando sacan las plazas despiden al interino y la dejan vacante durante seis meses».
La última vez que el Ayuntamiento de Cullera recurrió a esta medida fue hace dos años, por lo que el sindicato volvió a denunciar este caso y a finales del mes de enero recibieron la sentencia que les ha dado la razón.